martes, 21 de septiembre de 2010

José Antonio Labordeta

Trovador y Catedrático de la Vida
19 de septiembre de 2010

4 comentarios:

NORMA dijo...

No lo hubiera descrito mejor chica...catedrático de la vida. Un hombre integro que su paso por la política no corrompió. A mí me gustaba mucho su carácter, algo serio pero de fachada...sabías que le harías un homenaje Ultreya....
Hoy soy la primera...je,je,je...claro que a estas horas ya puedo serlo...

ultreya dijo...

Tienes razón que tras su aspecto sobrio y serio se ocultaba un caballero, un hombre de principios, un romántico de la vida que se metió en política por defender sus sueños, su gente y su tierra.

Con más gente como él la gente votaria más.

ROSALIA dijo...

Me gustaría recordarlo por su poesía, aunque fue un hombre polifacético. He escogido esta porque es mi preferida Ultreya. Se titula:
BELCHITE:

El árbol se levanta sobre la tapia hundida.
El viejo campanario –la paloma que había
huyó bajo la guerra- está desierto:
Todo es la sombra.

El monte desolado invade el patio,
el pozo seco,
el niño destrozado por la yedra.
Alguien recuerda –Antes estuve aquí,
hoy ya no vuelvo- por los muros de adoba calcinados:

¿Quién ha puesto el olivo
enfrente del olivo?

¿Quién ha dejado sangre
enfrente de la sangre?

¿Quién ha traído muerte
en contra de la muerte?

¿Quién, en fin, ha destruido al hombre
contra el hombre?

Sobre la casa yerta ya nadie se levanta.

Besos wapa.

ultreya dijo...

Su familia descendia de Belchite.
Este hombre era un trovador pues igual cantaba, que recitaba, que enseñaba y todo lo hacia bien. Era un hombre del renacimiento pues todo lo hacia bien.